Calle Celso Emilio Ferreiro, 15
651 016 086

CONSEJOS PARA COMPRAR UN COCHE DE SEGUNDA MANO

 

Con estos ocho consejos para comprar un coche usado hacemos un repaso a los elementos en los que debes poner especial atención para que el vehículo que estás a punto de llevarte a casa te dure mucho tiempo. Tener en cuenta estos ocho consejos para comprar un coche de segunda mano es ahora más importante que nunca.

Mas de la mitad de las ventas de coches de ocasión se hacen entre particulares lo que, en muchas ocasiones, resta garantías sobre el verdadero estado del coche. De ahí que resulte clave identificar los coches con problemas y conocer cuál puede ser el coste de las reparaciones.

Los ocho puntos a tener en cuenta a la hora de comprar un V.O. son los siguientes:

 

  1. Arranque

En los vehículos de gasolina, un mal arranque en frio puede deberse a un fallo del sistema de inyección o de regulación de la mezcla. En cambio, en los diésel, el mismo síntoma puede alertar de que hay un fallo en el sistema de incandescencia o incluso en la inyección del motor, este último puede provocar averías de más de 1.000 euros .

La recomendación es comprobar que el motor de arranque no haga ningún ruido tanto al iniciar como al soltar la llave, ya que esto podría descubrir daños incluso en el volante motor del vehículo.

También es importante comprobar si llegado a la temperatura habitual de funcionamiento el motor arranca bien.

En algunas ocasiones, debido a problemas con los sensores de cigüeñal o árbol de levas, pueden funcionar bien en frio, pero puede fallar al arrancarlo en caliente.

 

  1. Dirección

Para confirmar que no hay problemas en la dirección del vehículo, lo primero es girar el volante en todo su recorrido: atento a cualquier ruido raro y a que el volante gire fluidamente en todo su recorrido. No está de más comprobar el estado fluido hidráulico de la dirección. Solemos olvidarlo y es, por eso, uno de los seis fallos más comunes en el mantenimiento del coche.

 

  1. Suspensión

Junto a la dirección y el frenado los amortiguadores están entre los elementos que más hay que cuidar en la compra de un coche usado.

Un truco para comprobar su estado es que las ruedas se desgasten bien por ambos lados.

También es recomendable hacer una prueba dinámica con ciertos cambios de dirección y pasando algunos baches para comprobar el comportamiento y la inexistencia de ruidos.

 

  1. Frenos

Si el coche usado que quieres comprar lleva ABS y ESP habría que comprobar que los testigos se encienden al poner el contacto y se apagan al poco de arrancar: esto indica que el sistema funciona correctamente.

 

 

  1. Neumáticos

Tan olvidados como importantes, los neumáticos son una de las partes vitales del vehículo, ya que es el único elemento que está en contacto con la carretera. Por eso es imprescindible comprobar el desgaste irregular, que estén en buen estado y que la medida sea la suya o una equivalente.

 

  1. Transmisión

La transmisión es el sistema que transfiere la fuerza del motor a las ruedas. Por ello, se recomienda comprobar:

Embrague: tacto de este, ruidos, así como recorrido del pedal.

– Cambio: comprobar que las marchas entren bien tanto en frio como en caliente y que ninguna rasque al cambiar.

– Transmisiones: si al acelerar y tomar una curva suena una vibración muy fuerte, nos indicará que está en mal estado.

 

 

  1. ESCAPE.

 

El color del humo que sale por el tubo de escape implica diferentes problemas.

– Un humo azul indica consumo de aceite (motor desgastado y arreglo muy caro)

– Si es blanco puede significar que falta carburante en la combustión o que hay condensación en el escape, sobre todo cuando está frio en invierno.

– Si el humo es negro, esto quiere decir que consume demasiado combustible. En cualquier caso, los arreglos son menos caros en estos dos últimos casos

 

  1. Faros

Comprueba que todas las luces del coche funcionan (posición, largas, cortas, antiniebla, marcha atrás e intermitentes). Si no es así, puede existir un problema con una bombilla o un fusible pero también se pueda deber a un fallo en la centralita de luces. Si la intensidad no es constante, habrá que revisar el alternador o el cableado.

 

CERTIFICADO DE CALIDAD

 

Existen empresas en el mercado que facilitan el certificado de calidad de un coche de segunda mano convirtiéndose en un elemento de peso para no sólo pensar en el precio del coche a comprar.

 

Así, el certificado de calidad proporciona el detalle del estado en que se encuentra la carrocería, el motor, la batería, las luces, el aire acondicionado, los neumáticos, las revisiones e inspecciones que se han hecho al coche… Incluso un informe del estado del interior y cómo se encuentra la tapicería.

 

En definitiva, el certificado de calidad es un aval de que el coche usado que se compra de segunda mano está bien además del estudio de que tiene la ITV en vigor o que ha pasado las revisiones marcadas por el fabricante.

 

Hay que recordar que en la compra-venta de coches usados los profesionales del sector ofrecen una garantía mínima de un año. En la compra entre particulares no existe tal garantía, por lo que nuevamente el certificado de calidad del coche usado ayuda a asegurar una buena compra, porque después no habrá oportunidad de reclamar entre particulares.

Leave a comment

En el presente formulario se le recaban los datos necesarios para poder volcar su comentario en el post seleccionado. Por lo tanto, si está de acuerdo, marque la casilla correspondiente:
El responsable del tratamiento, AUTOESCUELA ORDESA, le informa de sus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación del tratamiento, portabilidad de datos u oposición, incluida la oposición a decisiones individuales automatizadas, así como el ejercicio de sus derechos ante la AEPD. Para más información consulte la política de privacidad.

 
× Envíanos un whatsApp